Amalia lloró mirándose al espejo.  Superó el miedo con el que entró al estudio del artista Fabián Henao.  40 minutos le iban a parecer una tortura, pues alguna vez juró que jamás se haría un tatuaje y ahora estaba allí, reunida con el hombre que le pintó en la piel, como si esta fuera un lienzo pleno, el pezón y la areola que perdió por el cáncer de mama.

Agradecida, le dijo que mirarse de nuevo en ese espejo era sobrevivir.  Que se iría al fin el dolor de sentirse ausente y en otro cuerpo, luego de la cirugía en la que le extirparon un seno.  Fabián, el hombre de 37 años que muchas admiran, buscan para recuperarse, esperan y hasta consienten como un ángel, la abrazó como lo hace con cada sobreviviente y sintió que una vez más estaba viviendo la vida, en un tatuaje, en una historia femenina a la vez.

Como Amalia, desde que se inició hace menos de dos años la campaña internacional Tinta Esperanza dirigida por este colombiano, Fabián Henao ha intervenido más de 300 mujeres de escasos recursos de Colombia, Panamá, Guatemala, México, Argentina, Rusia, Estados Unidos, Alemania y hasta Marruecos, quienes han logrado que las tatúe y les ayude a armar su autoestima, luego de la cirugía de reconstrucción que en la mayoría de los casos les impide volver a ver sus senos como símbolos de feminidad y sensualidad.

Un tatuaje de pezón, que en Estados Unidos puede costar hasta mil dólares, las hace verse completas de nuevo y sentirse más seguras de sí mismas. Como la mujer de 56 años que lo buscó para que le hiciera el procedimiento y al fin tener una respuesta para su nieta de 6 años que la vio en el baño y le preguntó por qué no se veía igual que su mamá; o la mujer madura que le confesó cómo cada noche pintaba con lápiz labial sus pezones y al otro día cumplía con las labores del hogar sin llevar puesta ninguna camisa, para poder pasar por los espejos de la casa viendo su cuerpo desnudo.

Algunas lo ven como un doctor.  Desde que decidió que su aporte social sería ayudar a estas mujeres, se preocupó por estudiar toda la literatura posible sobre el cáncer de mama, por lo que cuando llegan al estudio, que parece un consultorio, aumentan su confianza y se atreven a contarle la historia.  “No me diga doctor, yo soy artista. Y ella le refutó: claro, usted es un doctor de almas”.

Impacto social internacional
Ahora mismo y a propósito de la conmemoración del Día Mundial de Cáncer de Mama, Fabián atiende en su estudio de Armenia, 30 mujeres para tatuarles vanidad, alegría y seguridad.  Lo mismo hacen sus colaboradores en dos estudios certificados de Guatemala y Argentina.

Mientras realiza una jornada especial de tres días, concentrado en su técnica realista, recuerda cómo nació la campaña y hacía dónde la quiere proyectar para a mediano plazo, viajar en compañía de su equipo de trabajo y los médicos que puedan asesorar a las beneficiarias.

En México atendió 50 mujeres en una semana, y volverá en 2017 gracias a las gestiones de Carla, una colombiana que consigue donaciones y dispone de todo para el viaje de Fabián.  En Panamá lo invitó la Fundación Kilómetros de Alegría, liderada por Emilia Frewa, una venezolana que también es sobreviviente.

En sus viajes 2017 estarán Estados Unidos y Argentina, y en su agenda local, los clientes que lo buscan y le piden una cita para dentro de 4 meses, tiempo que tiene cubierto para realizar otro tipo de tatuajes, en especial retratos, que son su especialidad.

Como sabe que las cifras de mujeres que padecen la enfermedad aumentan y que su deseo de ayudar es enorme, seguirá apartando en el cronograma los tres cupos semanales sin costo alguno, para mujeres que necesiten tatuar su pezón y areola en Lienzo de Piel. 

Sus razones para la paz le han permitido romper mitos, poner su talento al servicio de estas guerreras y seguir entendiendo como artista que el bienestar es esa sensación de avanzar en nuevas historias, ayudando a más mujeres a verse al espejo con los ojos de la esperanza.

 

, La tinta de la esperanza, http://www.elespectador.com/noticias/cultura/tinta-de-esperanza-articulo-663431, http://www.elespectador.com/noticias/cultura/feed, ELESPECTADOR.COM – Zodiaco, Cultura,


(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

Jose Raul Lopez Daza – protección ambiental